Pablo Montero desmintió supuesta infidelidad a su esposa, a pocas horas de estar casados

'Ahí viene mi piquito de oro, ahí viene a darme sus amores, ahí viene mi piquito de oro, ahí viene mi lindo tesoro'; estas son las letras de uno de los temas de Pablo Montero, quien por esa canción se quedó con el apelativo de 'Piquito de Oro'.  Al parecer el cantante le hace mérito a dicho título, pues según la periodista Ana María Álvarado, quien dió la tremenda noticia de infidelidad al día siguiente de la boda, asegurando que hay pruebas de lo que dice y hasta podrían ser reveladas en la misma revista a la que le fue vendida la exclusiva de la boda.

La boda civil se realizó en uno de los lugares preferidos por muchas celebridades mexicanas para contraer matrimonio, la yá famosa 'Riviera Maya'. Pablo y su ahora esposa Carolina Van Wielink rentaron una casa a las orillas de la playa donde realizaron la fiesta, la misma que contó con pocos invitados y muchas cámaras, pues la exclusiva de la boda, como se sabe estaba vendida.  Todo aparentemente pasó por la madrugada cuando muchos de los invitados se habían retirado y Carolina se percató de la ausencia de Pablo, fue entonces cuando ella lo empezó a buscar por toda la casa, encontrándolo en una de las habitaciones en pleno acto sexual con una de las invitadas.

De acuerdo con la periodista Ana María Álvarado (quien se basó en los relatos de una de las invitadas que fue testigo de lo que paso) se armó un altercado entre los  esposos.  Esto motivó a que Carolina saliera de la casa rentada en compañia de su papá y pasara la noche con sus padres, dejando solo a Pablo, y quien se rumora pasó la noche en casa de un amigo.  El cantante y actor, salió a desmentir lo sucedido el día de ayer en los programas de entretenimiento de la cadena Univisión, diciendo que todo eso es una broma de mal gusto y que él se encontraba en compañia de su esposa, cuando los presentadores de ambos show le pidieron a Pablo poner en el teléfono a su esposa, este dijo que ella estaba muy afónica y casi no podía hablar. Yá en el teléfono, Carolina declaró que todo estaba bien y que ambos estaban muy felices.

La pregunta que se hace el público con este caso es: ¿Cómo Carolina pudo terminar afónica, cuando no hubo ni orquesta que amenizára la fiesta, ni show de karaoke, ni pachangón?. Son muchas las interregonates que el 'Piquito de Oro' tiene que responder para no dejar en tela de juicio su reputación. Por ahora toca esperar por las fotos que la revista TV Notas publicará.

Foto cortesía: Pablo Montero twitter

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This blog is kept spam free by WP-SpamFree.